La Valentía: 7 cualidades básicas de la personalidad valiente

Comparte por favor...
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin

Aprendí que el coraje no es la ausencia de miedo sino el triunfo sobre él. La persona valiente no es aquella que no siente miedo, sino que conquista ese miedo.

Nelson Mandela

La valentía se define como un valor, o cualidad de la personalidad consistente en actuar con coraje, arrojo y decisión ante determinadas situaciones que se presentan en la vida. Éste término guarda una estrecha relación con otras virtudes del carácter como la audacia, osadía, determinación y arrojo.

Pasar del deseo a la acción es uno de los aspectos más complicados para un líder. Muchas personas con visión se paralizan ante el primer obstaculo, y terminan con el entusiasmo inicial apagado. Los más nobles ideales, y las más notables intenciones pueden quedar en el olvido cuando no se ejecutan, es en esos momentos en los que se requiere una gran dosis de valentía.

La valentía es una virtud de la personalidad que se caracteriza por tomar decisiones de una forma consciente y responsable, conociendo los riesgos y asumiendo los resultados tanto positivos como negativos, de dichas acciones. En la toma de decisiones encontramos la mayor oportunidad de ejercer nuestra libertad y valentía. Ambos conceptos se encuentran interrelacionados, no podemos ser libres sin valentía, ni valientes sin libertad.

A continuación realizo una descripción con las 7 cualidades esenciales de la personalidad valiente:

1. Poseen una gran fuerza de voluntad

Albert Einstein expresó «hay una fuerza motriz más poderosa que el vapor, la electricidad y la energía atomica: la voluntad». Es cualidad básica de la personalidad valiente poseer una gran fuerza de voluntad; y como afirmó Albert Einstein es una poderosa energía que transforma sueños y metas en éxitos y realizaciones.

La fuerza de voluntad es el motor, la gasolina y la motivación necesaria para que las personas salgan de su zona de comodidad, y alcancen sus más grandes y maravillosas ejecuciones. Es la energía interior que impulsa a la acción, y mueve montañas de temores, problemas y preocupaciones.

Con una fuerza de voluntad inquebrantable las personas valientes hacen lo que otros no han hecho y llegan donde otros no han llegado. La valentía consiste en arriesgarse y explorar lo desconocido.

2. Superan sus propios temores y dificultades

Una persona valiente posee la fortaleza de actuar con decisión y firmeza para vencer sus propios temores, debilidades, dudas y dificultades. Toman riesgos calculados, y tratan de vencer la inacción y la indecisión, actuando con audacia y coraje.

Es importante resaltar que todos tenemos nuestros propios temores. El miedo se puede convertir en fantasmas mentales que te podrían paralizar e intimidar. Se recomienda en este punto que actúes diligentemente a pesar de la duda, del temor y de las preocupaciónes; yendo siempre hacia delante con una actitud de gran energía y valor.

La gente con una personalidad valiente muestra una seguridad y confianza interior para ejecutar sus proyectos y objetivos de vida, a pesar que les han dicho que no pueden hacerlo, o que ellos no tienen el talento ni la capacidad para alcanzar sus metas.

Fuente: Pixabay

3. Mantienen su propio criterio

Es característica de la gente valiente pensar y actuar siguiendo su intuición y sus propios criterios. Son personas que no se dejan influenciar fácilmente por los demás, no siguen al rebaño, y se mantienen firmes y decididas ante sus propias actitudes, convicciones y creencias.

De igual manera, es necesario establecer que las personas valientes no son solo aquellas que realizan hechos heroicos o valerosos, sino aquellas que demuestran una actitud de coraje ante las diversas situaciones de la vida, siguiendo el dictamen de su razón.

En mi opinión para ser personas valientes necesitamos saber quiénes somos, y cuáles son aquellos valores y principios que articulan nuestra vida. La clave se encuentra en identificar y practicar esos valores y principios hasta el final; con un criterio serio y definido, ejecutando todo aquello bueno, justo y noble.

4. Afrontan sabiamente el riesgo y la crítica

Es cualidad indispensable de la gente valiente manejar en forma sabia el riesgo, y no preocuparse en exceso por lo que el resto de las personas piensen y digan acerca de ellos. Son hombres y mujeres de valor que toman decisiones sin mostrar temor ante el error y la equivocación.

Es importante establecer que los individuos valientes no es que se lancen a la acción sin reflexionar sobre los peligros y las posibles consecuencias negativas de sus actos; en cambio antes de tomar una decisión reflexionan, analizan y toman riesgos calculados, siempre pensando en obtener resultados positivos, que los acerquen a sus más grandes metas.

En este mismo orden de ideas, la gente valiente no le entrega un excesivo valor a la crítica y a las opiniones diversas de las otras personas. Reconocen que al avanzar, prosperar y alcanzar objetivos personales, muchas veces van a ser objetos de críticas y juicios sin fundamentos.

5. Reconocen sus faltas y errores

Quizás en alguna ocasión hallas escuchado esta frase: «es de valientes reconocer el error». La gente realmente valiente asumen sus propios fallos, errores y equivocaciones. Las mujeres y hombres valerosos están dispuestos a asumir la responsabilidad de sus errores porque consideran que es de humanos el errar, y se aprenden de las equivocaciones.

La actitud cobarde de no reconocer los propios errores y culpar a otros se debe a un exceso de ego, orgullo y arrogancia. La gente valiente sabe enmendar sus errores, y pedir discupas si la situación lo amerita.

Fuente: Shutterstock

6. Defienden lo que es correcto y justo

Es una actitud destacada de las personas valientes defender lo que ellos consideran que es justo, correcto y honrado; sin importar perder protagonismo y popularidad.

La gente genuinamente valiente defienden a los individuos, las causas y las instituciones que promueven la libertad, justicia y hermandad. Tratan no de complacer y quedar bien delante de otras personas, sino de ser equitativos y justos.

7. Actúan de forma decidida y consciente

Es una gran cualidad de la gente valiente actuar con una actitud consciente, firme y decidida ante las diversas circunstancias que afrontan en su vida. Son sujetos que no se paralizan ante las condiciones atemorizantes, sino que actúan con determinación y osadía para cumplir sus sueños y metas personales.

De igual manera, esta clase de personas no se dejan llevar por los impulsos y las emociones para tomar una decisión. En cambio, utilizan su consciencia y racionalidad para actuar en forma correcta y adecuada.

Es menester indicar que los hombres y las mujeres valientes son aquellos que asumen su vida con coraje y esperanza de conseguir sus grandes ideales y anhelos. Además, vencen sus propios temores con una acción contínua y diligente, siguiendo sus más nobles principios y valores morales.

Comparte por favor...
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin